Cócteles para beber mientras bailas a ritmo de jazz

Por Miriam Reis

Cocktails & Jazz

El 30 de abril se conmemora el Día Internacional del Jazz, una efeméride promovida por la UNESCO en 2012 con la que se honra la importancia artística y cultural de este estilo de música y sus raíces.

«El jazz limpia el polvo de la vida cotidiana»

El jazz nació en Estados Unidos a finales del siglo XIX como un nuevo estilo de música que fusiona las culturas africana y europea. Realmente fue el desarrollo estilístico del gospel, blues, boogie-woogie, marching bands, ragtime y swing, y se convirtió en uno de los géneros más influyentes en la historia de la música.

El jazz siempre ha sido sinónimo de autodeterminación musical: las piezas interpretadas libremente se basan en la melodía básica, pero no hay una partitura fija. Al mismo tiempo, simboliza la legendaria vida nocturna en bares y discotecas de principios y mediados del siglo XIX. En ciudades como Chicago, Nueva Orleans, París y Berlín no solo se escribió la historia de la música, sino que además el jazz estimuló la creatividad de los bartenders a la hora de inventar nuevos cócteles.

Take Five*. Hoy te presentamos a cinco personalidades famosas del jazz, para que puedas disfrutar al máximo de sus clásicos mientras te proponemos una receta de cóctel adecuada para cada pieza musical.

*Una referencia a la pieza del mismo nombre del Dave Bubreck Quartet, uno de los más célebres y conocidos en la historia del jazz.

Miles Davis & La fiebre del oro

Nacido en Alton, Illinois, Miles Davis es una de las figuras más importantes, innovadoras e influyentes de la historia del jazz. Junto con Dave Bubreck, Stan Getz y Gerry Mulligan, es el representante más famoso del estilo cool jazz que surgió en la década de 1950.

El octavo ganador del Grammy fue trompetista, director de orquesta y compositor durante 50 años y siempre ha estado a la vanguardia de muchos desarrollos estilísticos importantes en el jazz. El tono de su trompeta es inconfundible y entra en perfecta simbiosis con la sencilla sofisticación del bourbon, el limón y la miel.

La fiebre del oro

Ingredientes (para una persona)

  • hielo
  • 60 ml de bourbon
  • 30 ml de sirope de miel
  • 20 ml zumo de limón recién exprimido
  • gajo de naranja para decorar

Preparación

Añade todos los ingredientes a una coctelera y agita con fuerza durante 15 segundos. Cuela la mezcla sobre un cubito de hielo en un vaso. Decora con una ralladura de naranja.

Ella Fitzgerald & The Aviation

Ella es la reina indiscutible del jazz. Su repertorio abarca desde el swing hasta el bepop, el blues y la bossa nova, la samba y el gospel. También es cofundadora del scat singing, un tipo de improvisación vocal. Su voz clara y precisa y su talento para la improvisación la convirtieron en la primera mujer afroamericana en ganar un Grammy en 1958. Trece más siguieron en el transcurso de su carrera de 60 años, desde 1934 hasta 1994.

The Aviation se originó en la ciudad de Nueva York alrededor del cambio de siglo y desde entonces ha sido un básico en bares de cócteles legendarios, desde Tokio hasta París en la década de los cincuenta. La composición de gin y crème de violette es tan sofisticada como la propia Ella Fitzgerald. Un cóctel elegante que armoniza a la perfección con el jazz clásico.

The Aviation

Ingredientes (para una persona)

  • hielo
  • 60 ml de ginebra
  • 20 ml zumo de limón recién exprimido
  • 15 ml de licor de marrasquino
  • 7 ml crème de violette
  • ralladura de limón para decorar

Preparación

Pon los cubitos de hielo en una coctelera y agita enérgicamente. Cuela la mezcla en una copa de martini y decora con una ralladura de limón.

Chet Baker & The Chet Baker

Nacido el 23 de diciembre de 1029 en Yale, Oklahoma, Chesney Henry «Chet» Baker es uno de los músicos de jazz más legendarios y controvertidos de todos los tiempos. Desde muy joven fue apodado el «James Dean del jazz» por su voz suave y su porte elegante.

La receta de The Chet Baker proviene del Milk and Honey, en Nueva York, uno de los bares más influyentes de nuestro tiempo. La única conexión real entre la leyenda del jazz y el cóctel es probablemente solo el nombre. Un homenaje póstumo a Baker y su música.

The Chet Baker

Ingredientes (para una persona)

  • hielo
  • 1 terrón de azúcar
  • 60 ml de ron añejo
  • 7 ml de vermú
  • 1 cucharadita de miel
  • 2 chorritos de amargo de angostura
  • ralladura de limón para decorar

Preparación

En un vaso alto, mezcla el terrón de azúcar con los dos chorritos de amargo de angostura. Añade el hielo junto al resto de ingredientes. Revuelve rápidamente y cuela en una copa de cóctel. Decora con una ralladura de limón.

Mulatu Astatke & The Espresso Martini

Proveniente de Etiopía, Mulatu Astatke fue aclamado como el padre del jazz etíope. Estudió clarinete, piano, armonía, vibráfono y percusión en Londres y Estados Unidos. Fue el primer estudiante africano en graduarse en Berklee College of Music en Boston. Jazz, ritmos latinoamericanos y música tradicional etíope se fusionan en sus composiciones. Son como una danza colorida en plena noche.

Por otro lado, el café es una de las bebidas nacionales de Etopía, razón por la cual el jazz rítmico de Astatke invita a un espresso martini. El cóctel inventado por el barman Dick Bradsell en Londres a principios de la década de 1980 ha sido durante mucho tiempo parte del repertorio clásico de los mejores bares del mundo y, como si de un guiño se tratase, crea un puente hacia la tierra natal de Astatke.

The Espresso Martini

Ingredientes (para una persona)

  • hielo
  • 40 ml de vodka
  • 20 ml de Kahlúa o licor de café
  • 20 ml espresso
  • 3 granos de café enteros para decorar

Preparación

Llena una coctelera con hielo y añade todos los ingredientes uno por uno. Agita enérgicamente y cuela en una copa de cóctel bien fría. Decora con los granos de café.

Billie Holiday & The Harlem Cocktail

Nacida como Eleonora Fagan en Filadelfia en 1915, Billie Holiday hizo su debut como cantante en varios clubes nocturnos de Harlem alrededor de 1930.

Siempre con gardenias en el pelo, Billie Holiday se transformó en Lady Day y encantó a sus oyentes con la fascinante intensidad y emotividad de su voz.

Al igual que Chet Baker, Billie Holiday no solo vivió épocas de éxito, sino también otras muy difíciles, que finalmente le pasaron factura. Murió el 17 de julio de 1959 a los 44 años.

El Harlem Cocktail es tan extraordinario, exótico y único como la propia Lady Day, recuerda el comienzo de su brillante carrera en los clubes nocturnos del Alto Manhattan.

The Harlem Cocktail

Ingredientes (para una persona)

  • hielo
  • 45 ml ginebra
  • 20 ml de zumo de piña
  • 1 cucharadita de licor de marrasquino
  • una rodaja de maracuyá

Preparación

Llena la coctelera de hielo y añade ginebra, zumo de piña y licor de marrasquino. Agita enérgicamente y cuela en una copa de cóctel bien fría. Decora con una rodaja de maracuyá.

***

Artículo traducido por Concha Hierro del original escrito por Miriam Reis Cócteles y jazz.

Tambien te puede interesar

1 Comentarios

Juan 25 abril 2022 - 10:50 am

Al margen del buen gusto musical de la autora, qué original la idea de combinar cada cocktail con una canción. Muy top.

Respuesta

Deja un comentario